jueves, 5 de enero de 2012

REYES MAGOS vs PAPA NOEL




No señor Noel, NO. Vd. Es un señor del que no tenemos referencia histórica alguna. Por lo poco que sabemos de vd. Es un capitalista propietario de una fabrica de juguetes, establecida en un paraíso  fiscal, porque que sepamos en el polo norte no hay impuestos, y además explota vd. A unos trabajadores bajitos sospechosamente con aspecto de niños, aunque vd. Dice que son gnomos ó algo así. Y con ese cuento los hace trabajar sin contraprestación alguna, ni en salario, ni en sanidad, ni tampoco en educación.
Para colmo sus métodos de producción son terriblemente contaminantes y además obliga vd. A unos pobres animales terrestres a volar como si fueran pájaros.
Habla vd. De espíritu navideño, sin embargo en todas sus superproducciones holiwdienses, vemos claramente que su único esfuerzo va encaminado a entregar su producción. NO, señor Noel, nosotros nos quedamos con nuestros queridos reyes magos, de ellos sabemos que existieron, de ello dan fe la Biblia y las crónicas de los historiadores de los sitios por los que pasaron, estos reyes, que no eran tales, los elevamos a ese rango porque se lo merecían. Nada tienen que ver con su espíritu consumista, ellos vinieron hace dos mil doce años  con la intención de investigar y aportar nuevos conocimientos a la humanidad. Ellos descubrieron que en un pequeño pueblo de palestina, llamado Belén se acababa de producir el milagro de la natividad y de sus pertenencias y riquezas personales le hicieron una pequeña ofrenda de incienso, oro y mirra. Para nada estaban interesados en la industria juguetera, de la que vd. Es un competidor desleal.
Ellos tardaron muchos meses en llegar a su destino llevaban como transporte, camellos a los que trataban como camellos y no como reactores como hace vd. Con sus renos.
Ellos llevaban el espíritu del saber, la humildad del sabio que adora a un niño pobre. Ellos no necesitaron de la industria cinematográfica para hacer publicidad de sus productos, porque sus productos eran la bondad, la fe, la humildad y un montón más de virtudes, que vd. Con sus estrategias comerciales esta claro que desconoce.
Los que hacemos EL PATRIOTA nos quedamos con nuestra tradición cristiana, con nuestra fe y con nuestros camellos, por lo que a nosotros respecta puede vd. Marcharse por donde ha venido, junto a sus macdonalds, sus burger king y junto a su capitalismo salvaje que esta llevando a nuestra sociedad a las cotas mas altas de infelicidad que se han conocido, basta ver como aumenta el numero de suicidios por estas fechas, de gentes que de forma estupida han confiado en vd. Y en su sistema de hacer las cosas.

Manuel Maqueda